¿Quiere recibir Revista Médica en su correo de forma gratuita?
21/09/2014 n203
‘Haute couture’
en el hospital
El Celador

Qué bien nos lo hemos pasado mi mujer y yo –nos encanta cortar trajes– viendo los modelitos que se han paseado este año por la Pasarela Cibeles. Bueno, mejor dicho, por la Mercedes Benz Fashion Week Madrid, que es como se llama ahora. Porque está de moda ponerles nombre de compañía de seguros, de teléfono e, incluso, de helado a los teatros, estadios y eventos de todo tipo. El día menos pensado, a mi hospital lo rebautizan con el nombre de algún refresco.

A lo que iba, que hemos visto las imágenes de algún desfile por la tele (todavía no nos invitan a este tipo de acontecimientos, todo llegará) y hay cada cosa… Luego me dio por pensar en los pijamas que llevamos en el hospital y, claro, después de ver lo que se lleva en la pasarela, me parecen sosísimos. Vamos todos igual vestidos, de diferentes colores según nuestra función, ¿no podríamos variar un poco?

Los cirujanos son los únicos que le dan un toque de color a su indumentaria; algunos llevan unos gorros de quirófano chulísimos. También el personal de Pediatría se permite ir un poco más alegre. Pero, ¿qué pasa con los demás? No digo que a los celadores nos tenga que diseñar los pijamas Agatha Ruiz de la Prada. Es más, creo que la combinación de colores de algunas de las chaquetas de cocinero que lleva Chicote puede producir ataques epilépticos, así que no sería oportuno.
¿Para cuándo un Zara para el personal sanitario? Amancio Ortega, toma nota. Aunque a mí lo que me encantaría sería que me patrocinara Nike, Lacoste o alguna de estas marcas, como a los tenistas. Adiós a los zuecos sanitarios; bienvenido último modelo de zapatillas molonas para recorrer los pasillos del hospital con la sensación de estar flotando. En fin, mientras sigo soñando, voy a ver si encuentro alguna cosilla por ahí para ‘customizarme’ el pijama.